El cachorro, dejado solo en una bolsa durante días, temblaba de miedo y hambre. No podrás creer la increíble transformación que experimentó.

Alguien dejó un regalo en una bolsa de arroz justo después del día de San Nicolás, solo que no estaba debajo del árbol de Navidad, sino en la basura.

Esta bolsa contenía a Pino. Fue abandonado por una persona anónima que huyó lo más rápido que pudo, no queriendo ser atrapado tirando a un ser humano vivo como si no fuera nada.

Afortunadamente, el cosmos lo puso en nuestro camino cuando escuchamos sus desgarradores gritos.

Pino, ahora salvado y cuidado, era tan precioso y valioso como cualquier otro. A las cinco semanas de edad, el día de su rescate pesaba sólo 700 gramos. Pino era un cachorrito con el corazón roto que lloró por su madre durante varios días, pero con mucho amor se dio cuenta de que ya no estaba solo.

Su historia de rescate fue sincera, pero sabíamos que su final feliz llegaría cuando su adoptante vino a recibirlo a nuestra Casa Segura y se enamoró de inmediato.

Sólo verlo descubrir lo que significa la familia nos hace realmente felices. Esperamos que sea todo lo que siempre has soñado y más, Pino.

Su transformación continúa sorprendiéndonos. Pino ha traído tanta alegría e inspiración a innumerables personas. Si te encanta seguir su aventura, deja un.

Sea una voz para aquellos que no pueden hablar por sí mismos. Haz una donación a nuestra buena causa en Bali haciendo clic en el enlace de nuestra biografía para ayudarnos a salvar más perros como Pino.

Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *